El oficio de Escribir

el oficio de Escribir

El oficio de Escribir

El oficio de Escribir es muy difícil de cumplir. Sobre todo cuando el futuro se ríe de ti. Más allá de lo que muchos podrán sentir, el Corazón de un Artista cuenta con su propio latir, fuera de los límites que la sociedad trata de instruir.

Es verdad, no siempre sirve para subsistir. Imposible de comparar con esos horarios rutinarios de oficina capaces de deprimir, el oficio de Escribir cuenta con su propia ley para sobrevivir. Aunque no se logre avanzar a buen ritmo, arrugar los papeles ni se nos llega a ocurrir. Por eso, el oficio de Escribir es muy difícil de concebir.

No sé qué es lo que más hace sufrir, si empeñarse en lograr que de ello se pueda vivir, o escuchar a gritos y en silencio que deberías conseguir un empleo donde tu Alma se logrará morir. De rebote, los demás no alcanzarán a sufrir porque habrán puesto tu tinta a escurrir.

Me duele el bolígrafo cada vez que me tratan de corregir, como si fuera una marioneta a la que persuadir. Es duro descubrir que desde tu círculo cercano hasta la esfera más lejana te intentan destituir desde su asiento color marfil.

Defiendo que Escribir no es un hobby sino un empleo nada pueril. Hago un llamado a cualquier Artista que se sienta un hazmerreír. Que nadie se atreva a extinguir lo que te hace sonreír. La realidad es que, aunque parezca que todo se te va a hundir, el oficio de Escribir es muy difícil de destruir.

© Sara Levesque 2019

 

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.